Vuelven los viejos tiempos.

Tal vez sólo necesito quererme un poco más, y quererte un poco menos, dejar que la balanza se incline más por saltar al vacío sin pensarlo dos veces, que por aquellas dudas que me asaltan al anochecer.

Hoy no necesito que me vengan ofreciendo sus manos llenas de caos, de versos incompletos, y de tinta llena de miedo; tengo suficiente con la mía. No sé qué te respondería, si vinieses suplicando clemencia, diciendo que quieres acabar una guerra que nunca fue anunciada.

:( | via TumblrSe acabaron las banderas blancas y los corazones abandonados, porque todos decidieron coger sus maletas e irse de la estación de los recuerdos. Sólo queda silencio, y unas frágiles ganas de seguir sin tener un por qué.

Recordarme que deje de regalar b(v)e(r)sos, que cierre las puertas a cualquier sonrisa bonita que me susurra al oído un ‘Jamás te abandonare’. O al menos, regalarme un sensor de mentiras, o de verdades que al final acabaran inclinándose a romperse.

Pensé que esta vez yo podía dominar al Amor, que esté se rendiría a mis susurros, y finalmente yo sería quien visitase su cama de noche, cuando el silencio decidiese torturarle, me equivoque.

Se me da mal olvidar, pasar página o quemar todos y cada una de las frases que arrancan sentimientos, y destruyendo caminos. Una vez más el (des)amor gana la batalla, y la vencida se pone la triste sonrisa, vuelven los viejos tiempos.


4 comentarios:

  1. Wow, esta entrada es preciosa, me ha gustado mucho leerla, te diría que hay un párrafo que me encanta especialmente pero no puedo porque todos ellos son maravillosos, desde el principio hasta el final.
    Da gusto leer cosas así, aunque tengan cierto toque triste.

    ResponderEliminar
  2. Pufff que bonito... Cada vez que leo algo tuyo me llega al alma, escribes de una forma mágica. Yo acabo de crear un blog donde subi relatos y tal pero no creo que llegue a ser tan buena como tu... Ole! Jajaja
    Besoos;)

    ResponderEliminar
  3. El amor es un camino tortuoso y difícil donde la tristeza baila con la felicidad y el desamor acecha detrás de cada esquina... no es fácil pero no hay que permitir que eso no haga rendirnos.
    un besoo!

    ResponderEliminar
  4. Es muy difícil ganar al amor, por no decir imposible. Es una guerra en la que todos nos hemos creído vencedores alguna vez pero en la que al final, acabamos perdiendo.
    Bueno, ya sabes que me encanta lo que escribes, no? :)
    Espero que estés bien, ya sabes, me he ausentado, como siempre.. Espero que no se convierta en costumbre.
    Un abrazo fuerte, nos leemos:)

    ResponderEliminar

¡Cualquier opinión sera bien recibida, es más la agradezco!.
Espero que os guste. ^^